La ULL, a través de su Fundación General, gestiona la IV edición de las ‘Jornadas sobre los derechos de las personas LGTBI’

miércoles 06 de febrero de 2019 - 13:48 WEST

El tema central de este encuentro fue el proceso de despatologización de las personas lesbianas, gays, transgénero, bisexuales e intersexuales.

La inauguración de la cuarta edición de las ‘Jornadas sobre los derechos de las personas LGTBI (Lesbianas, Gays, Transgénero, Bisexuales e Intersexuales) tuvo lugar el pasado 30 de enero de 2019. Este encuentro, organizado por el Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife y gestionado por la Universidad de La Laguna, a través de la Unidad de Innovación Social de su Fundación General, tuvo el objetivo de reforzar el valor de la igualdad de este colectivo como principio fundamental en el ejercicio de la libertad en nuestra sociedad.

El alcalde del municipio, José Manuel Bermúdez, explicó que “la libertad arranca en la Igualdad” y aseguró que “solo desde ella se podrá aspirar, primero, a la Justicia, y luego, al ejercicio amplio de esa libertad”. Sin embargo -prosiguió- “vemos con frecuencia cómo la igualdad no está garantizada y vemos cómo los derechos de las personas LGTBI son despreciados o pisoteados en diferentes partes del mundo”.

Las IV Jornadas LGTBI contaron con la presencia del especialista Amets Suess Schwend, encargado de ofrecer la ponencia central que versó sobre el derecho a la despatologización desde perspectivas Trans e Intersex.

La despatologización es una reivindicación del colectivo LGTBI que está de plena actualidad, después de que la Organización Mundial de la Salud así la declarase en junio de 2018, pendiente de ratificación en la Asamblea Mundial de la Salud que organizará en mayo de 2019.

El avance sustancial en la OMS consiste en excluir los códigos trans del capítulo dedicado a abordar los trastornos mentales o de comportamiento en la nueva Clasificación Internacional de Enfermedades (CIE) que aprobará esta institución internacional en la asamblea de mayo.

Gracias a este avance se abrirá un nuevo camino para evitar que se ponga en duda y de forma externa a las personas trans el derecho de recibir atención sanitaria conforme a las necesidades de cada persona y de acuerdo a criterios de profesionales especializados.

Amets Suess, miembro de la plataforma Internacional Stop Trans Pathologización, ha trabajado activamente en esta cuestión y es conocedor de primera mano de estos cambios que se han publicado ya en la versión online del CIE.

Clasificación

La CIE es el instrumento fundamental para identificar tendencias y estadísticas de salud en todo el mundo, contiene alrededor de 55 000 códigos únicos para traumatismos, enfermedades y causas de muerte. Proporciona a su vez un lenguaje común que permite a los profesionales de la salud compartir información sanitaria en todo el planeta.

La nueva Clasificación Mundial, que viene elaborándose desde hace más de 10 años, se ha hecho eco de más de 10 000 propuestas de revisión y una vez aprobada por los estamos miembros de la OMS entrará en vigor el 1 de enero de 2022.

La CIE también es utilizada por las aseguradoras médicas cuyos reembolsos dependen de la codificación de la CIE, por los administradores de los programas nacionales de salud, por los especialistas en recopilación de datos, y por otras personas que hacen un seguimiento de los progresos en la salud mundial y determinan la asignación de los recursos sanitarios.

Mesas de trabajo

El programa de esta edición ofreció igualmente la celebración de tres mesas de trabajo centradas en el análisis de los retos y realidades del colectivo, de la evolución histórica del movimiento reivindicativo y una específica acerca de la realidad clínica de las personas LGTBI.

A su vez, la jornada conoció la ponencia del profesor de Filosofía del Derecho de la Universidad de Granada, Daniel J. García, titulada ‘Cuerpos que (también) importan: el derecho y el revés ante las personas Trans’.

Con el Gobierno de Canarias como institución colaboradora, esta edición contó también con la participación de las entidades TransGirls, TransBoys, Algarabía y Aperttura y forma parte de la política municipal que incorpora de forma transversal las políticas LGTBI desde 2015, gracias al Consejo Municipal homónimo como órgano de asesoramiento.

¿Difundes?